Mediante un consejo de seguridad en Cali, las autoridades tratan de esclarecer la masacre de cinco adolescentes en la capital del Valle.

En el barrio Llano Verde los vecinos y familiares de las cinco víctimas les rindieron un homenaje, pero a su vez claman por justicia.

«No hay seguridad para los menores con lo que acabo de pasar el día de ayer, tememos por nuestros hijos que van creciendo en medio de la violencia viendo como atentan contra los muchachos de la edad de ellos», afirmó Sindy Tenorio, habitante de Llano Verde.

Las autoridades intentan esclarecer el múltiple crimen y no descartan ninguna hipótesis.

«Hay varios elementos, entre ellos las ojivas, los proyectiles, algunos elementos de armas de fuego y reitero, muy importante, entrevistas que la Policía Judicial ha hecho», aseguró el general Jorge Iván Vargas, director de Seguridad Ciudadana de la Policía Nacional.

La recompensa por información que permita capturar a los responsables se mantiene en $200 millones.

Publicidad