La Contraloría determinó que hay un detrimento patrimonial de $22.354 millones en la concesión del contrato de peajes que opera en Cartagena, por cuenta de que consideran que en el año 2015 se cumplió con la tasa interna de retorno.

Es decir, con la totalidad de la rentabilidad que debía recibir la empresa concesionaria por el cobro de los cuatro peajes internos en varios sectores de la ciudad.

Te puede interesar: OMS considera que la vacunación obligatoria debe ser el “último recurso”

Esto quiere decir que, desde el año 2015 la Concesión Vial de Cartagena CONVIAL S.A. no ha debido seguir cobrando los peajes.

Según la Contraloría la Concesión Vial se benefició económicamente y generó un detrimento para el Distrito Turístico y Cultural de Cartagena.

Mira también: “Encanto” es pre-nominada a los Premios Oscar

La pérdida de recursos públicos se da por la retribución realizada al concesionario a partir del cumplimiento de la tasa interna de retorno del proyecto, ocurrida en el año 16 del mismo (que comprende el periodo de enero de 2014 a enero de 2015 y que cierra el año con una TIR de 17.27%)“, advierte un comunicado.