La Unidad de Investigaciones Especiales contra la Corrupción de la Contraloría General de la República abrió indagación preliminar por las alertas que dio la Dirección de Información, Análisis y Reacción Inmediata (DIARI) por 28 mil raciones de alimentos que contratistas del ICBF entregaron a más de 15 mil tutores- beneficiarios, reportados como fallecidos por la Registraduría Nacional.

Conozca más: Denuncian macabra estafa en la entrega de canastas nutricionales para niños

La decisión se tomó en la noche de este miércoles por la Unidad de Investigaciones contra la Corrupción luego que el contralor Felipe Córdoba declaró de impacto nacional los hechos relacionados con la entrega de raciones de alimentos en varios departamentos a beneficiarios fallecidos, acudientes con múltiples beneficiarios y contratos con bajo índice de cumplimiento.

Publicidad

Desde el mismo momento en que se produjo la declaratoria de impacto nacional y se abrió dicha indagación preliminar, la información recogida goza de reserva. Por tanto, no se puede atender ningún requerimiento a excepción de organismos competentes como Procuraduría, Fiscalía, control interno, entre otros e igualmente autoridades judiciales.

Una vez profundizadas las alertas presentadas por la DIARI en la indagación preliminar, se podría ordenar la apertura del proceso de responsabilidad fiscal.