El coronel de la Policía, Benjamín Núñez, buscará negociar un acuerdo con la Fiscalía, por el homicidio de tres jóvenes en Sucre.

Núñez buscará una rebaja de pena por los delitos de homicidio agravado, ocultamiento, alteración o destrucción de elemento de material probatorio y privación injusta de la libertad, cargos por los que podría pagar más de 50 años de cárcel, en caso de ser declarado culpable.

En contexto: Se entregó el coronel Benjamín Núñez, procesado por el crimen de tres jóvenes en Sucre

El oficial buscará un preacuerdo con la Fiscalía, pese a que inicialmente no aceptó cargos ante un juez de garantías.

El coronel es señalado por dos de sus subalternos de participar en el homicidio de Jesús David Díaz, Carlos Alberto Ibáñez y José Carlos Arévalo, asesinados en julio en el municipio de Chochó (Sucre), tras ser presentados como presuntos integrantes del Clan del Golfo.

La Procuraduría, las víctimas y la Fiscalía argumentaron que el oficial debe enfrentar su proceso en la cárcel, dada la gravedad de los delitos.