La Sala Penal de la Corte Suprema rebajó de 30 a 22 años de prisión la pena a David Murcia Guzmán, cerebro de la captadora ilegal de dinero DMG, además de una multa de 25 mil salarios mínimos.

En agosto del 2013, el Tribunal Superior de Bogotá ratificó en segunda instancia la condena de 30 años de prisión y 50 mil salarios mínimos contra Murcia, por los delitos de captación masiva y habitual de dineros y lavado de activos. Sin embargo, el alto tribunal bajó de oficio la condena y la multa contra Murcia al encontrar que se tasó de manera equivocada.

En su momento, el Tribunal aplicó de manera simultánea el aumento generalizado de penas (Ley 890 de 2004), decretado para la entrada en vigencia del Sistema Penal Acusatorio y el incremento legal de 2006 (Ley 1121) para el delito de captación de dineros, cuando los hechos son del 2007 y 2008.

Murcia Guzmán fue extraditado desde el 2010 a Estados Unidos y cuando termine de pagar su condena allá tendrá que volver a Colombia para responder por los delitos de captación masiva y habitual de dineros y lavado de activos.