La Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia redujo en cuatro meses la condena impuesta al exfiscal delegado Rodrigo Aldana Larrazábal, por haber recibido un apartamento de $235 millones a cambio de favorecer al exsenador Otro Bula con el archivo de un proceso de extinción de dominio.

La condena de 9 años de prisión le queda en 8 años y seis meses por los delitos de cohecho propio, prevaricato por omisión y asociación para la comisión de un delito contra la administradora pública.

Te puede interesar: ¿Cuál es la extraña droga que está circulando en Cartagena y que ya intoxicó a varios jóvenes?

La reducción obedece a un recurso de impugnación especial que radicó Aldana, con el que pretendía que la Corte anulara todo lo actuado. Pero el alto tribunal sólo reconoció que hubo una equivocación en el cálculo de la pena que debía pagar por el delito de prevaricato.

En lo demás, el fallo impugnado se confirmará, dado que no median los motivos de nulidad presentados por el procesado, tampoco se han violado las garantías fundamentales del procesado ni se constató la existencia de un vicio del consentimiento“, advierte la Corte.

Mira también: Corte acusa a excongresista Germán Olano por hechos de corrupción en contratos de la red hospitalaria del Distrito

Aldana fue fiscal especializado en extinción de dominio. En 2014 lo nombraron como delegado ante Tribunal del Distrito y en ese cargo proyectó, sin competencias, una decisión de archivo en favor de quitar el embargo a varias propiedades de Otto Bula, ubicadas en Sahagún, Córdoba.

La justicia encontró que le archivó los procesos a Bula porque éste le entregó como dádiva un apartamento, ubicado al norte de Bogotá, a través de su compañera sentimental.