A través de un comunicado, la Defensoría del Pueblo invitó a los empresarios a que focalicen la promoción y protección de los derechos humanos “en contextos de operaciones empresariales”, para que incorporen estándares de DH en sus operaciones.

Las empresas en Colombia deben reforzar su compromiso con los derechos humanos

enfatizó la institución.

Sobre el tema, Carlos Alfonso Negret, defensor del Pueblo, reconoció “que la actividad empresarial puede ser creadora de valor económico, social y ambiental, con lo cual promueve y contribuye con la realización de los derechos humanos, no solo de sus colaboradores sino de la sociedad en general”.

La entidad trajo a colación evidencias de que en Colombia existen brechas en esa materia. Por mencionar, lo relacionado con las medidas no adoptadas frente al uso del asbesto, así como la ruptura del emisario submarino en San Andrés y el desconocimiento de la obligación frente a le emergencia.

También menciona los sucesos a los que se han visto expuestos los capitalinos dentro de los articulados de TransMilenio, teniendo en cuenta que usuarios tienen este como único medio para llegar a sus lugares de trabajo, estudio o residencia.

Asimismo, relaciona los edificios sin licencia y en riesgo en Cartagena, donde propietarios y residentes se someten a situaciones que arriesgan su vida e integridad, como la violación al derecho de la vivienda.

Finalmente, destacaron el compromiso que tienen con las personas y comunidades “que ven impactados o vulnerados sus derechos humanos o en riesgo de vulneración por actividades empresariales”.