Ante las denuncias de habitantes del sector Vetas de Oriente, municipio de Tibú, Norte de Santander sobre una nueva incursión por parte de militares venezolanos, una comisión técnica, integrada por funcionarios del Ministerio de Relaciones Exteriores y del comando General de las Fuerzas Militares, se desplazó a la zona a verificar la situación.

Las autoridades constataron “que efectivamente los días 15 y 16 de noviembre, un grupo de militares venezolanos ingresó a territorio colombiano, transportados en helicópteros que aterrizaron en la vereda Vetas de Oriente, al este de la recta conformada entre los hitos ‘intermedio’ y ‘Socuavo I’, que sirve de límite entre los dos países en dicha zona”.

Así las cosas, la Cancillería colombiana concretó una reunión con su similar del país vecino, con el fin de analizar estos hechos y solicitar que se tomen las medidas para evitar que se repitan.

Redacción internet – CM&