Un grupo de encapuchados que hacían parte de manifestaciones en contra del abuso policial derribaron el monumento a los héroes militares en el Parque Bicentenario, en el centro de Medellín. Luego hicieron barricadas y prendieron fuego hasta dejarlo incinerado.

Durante los desmanes un funcionario de la Personería de Medellín fue atacado por manifestantes que se hicieron pasar por falsos periodistas.

“Que porque no quise requisar a un reservista, pero porque no es nuestra labor (…) acto seguido le hace señas a otras personas, uno se acerca me empuja por detrás y me quita el carnet”, afirmó John David Becerra, funcionario de la Personería de Medellín.

Vea también: “Un paso que esperábamos hacia la paz”: Comisión de la Verdad sobre el perdón de las FARC

La Personería rechazó estas agresiones contra sus funcionarios.

“Es totalmente inaceptable que se agreda la misión de la Personería, la Personería está en la marcha social garantizando el derecho de las personas que protestan a la libre reunión, pero no tiene ninguna explicación que se agredan a nuestros funcionarios. El funcionario no quiso entregar su identificación, pero eso no justifica la violencia”, aseguró William Yeffer Vivas, personero de Medellín.

Publicidad

Además, denunció que también recibieron amenazas por parte de la Fuerza Pública.

“Funcionarios nuestros recibieron amenazas e intimidaciones, por parte de la Fuerza Pública y está siendo analizado que recibirían agresiones físicas si seguían de sapos”, afirmó el personero de Medellín.

Curiosidades: El museo de la Comida Asquerosa en Suecia: «vino de caca» y vodka con escorpión

Los actos vandálicos se extendieron hasta altas horas de la noche en el centro de la ciudad, la Policía aún no ha entregado un balance oficial de los disturbios.