Las lluvias prenden las alertas en Cali, por eso desde muy temprano las autoridades intervinieron en una invasión sobre el río Cauca, oriente de esa ciudad.

“Estoy aquí sentada porque no sé ni para donde coger, tengo cinco hijos y me tocó mandarlos para donde una vecina porque no tengo para donde coger, no tengo como pagar arriendo ni para la comida”, indicó Yuli Cuero, habitante desalojada.

Lea también: Bogotá intervendrá dos localidades por alta transmisibilidad del covid-19

“Nosotros no sabemos para dónde coger, si estamos aquí no es porque nosotros queramos, porque realmente no sabemos qué hacer, no tenemos con qué pagar un arriendo, el paro, la cuarentena nos dejó sin trabajo”, añadió.

El desespero se apodera de cada una de las personas que deben abandonar el sector por tratarse de viviendas construidas irregularmente.

Le puede interesar: Este hombre fue el último militar estadounidense que salió de Afganistán

Según la alcaldía estas familias no serán reubicadas y su desalojo se hizo por tratarse de un área que protege a la ciudad de una eventual creciente del río Cauca.

De acuerdo con el director del Plan Jarillón hasta el año 2013 se compensaron 8.777 familias que habitaban desde años atrás esta misma zona de 26.1 kilómetros.