La educación virtual llegó sin ser invitada a las aulas y ha obligado a los alumnos y profesores a desarrollar destrezas distintas para ser eficientes en el proceso de la enseñanza y el aprendizaje.

Como en el caso del teletrabajo los colegios y las universidades no estaban preparados para enfrentarlo, al igual que las familias en sus hogares que contaban con una baja infraestructura digital.

Es posible que este fenómeno haga parte de lo que algunos gobernantes llaman las nuevas normalidades y haya llegado para quedarse.

No obstante, es importante fortalecer la capacidad de conectividad e infraestructura en varias zonas del territorio nacional.

Ampliación de esta noticia en el video relacionado.