Abogados del Departamento de Justicia indicaron que Estados Unidos deportará a Salvatore Mancuso Gómez a Italia en las próximas dos semanas.

El anuncio se produjo en una audiencia en la corte federal de Washington D.C., en la que Mancuso buscaba una orden para su traslado inmediato a Italia, donde también tiene la ciudadanía tras cumplir 12 años de prisión en marzo.

La defensa del exejefe paramilitar de las AUC argumentó que su detención es arbitraria por superar los 90 días permitidos para la remoción de extranjeros.

En la petición de emergencia se incluye una copia de una orden de deportación administrativa final con fecha del 15 de abril que obliga al Servicio de Control de Inmigración y Aduana a trasladar a Mancuso a Italia.

Durante la audiencia de este lunes, la fiscal adjunta April Seabrook dijo que había estado de acuerdo con los abogados de Mancuso en un documento que suspendería los procedimientos a la espera de la remoción del exjefe paramilitar antes del 4 de septiembre.

Asimismo, la defensa de Mancuso Gómez afirmó que espera desestimar “todas las reclamaciones” en contra de su cliente una vez se lleve a cabo su deportación a Italia.

Publicidad

Colombia ha enviado cuatro solicitudes a Estados Unidos para lograr la deportación de Mancuso, pero ninguna ha surtido efecto.

Entre ellas, una orden de arresto ya cancelada por un juez colombiano.

Salvatore Mancuso, de 55 años de edad, permanece recluido en una cárcel de Atlanta, estado de Georgia.

Según el Gobierno de Colombia, existen tres circulares rojas de Interpol contra Salvatore Mancuso las cuales pueden hacerse efectivas en 194 países.

Este número de naciones están obligadas a capturar a Mancuso en caso de que este recupere su libertad y viaje a alguna de ellas donde la Interpol tenga injerencia.

Las órdenes de captura fueron solicitadas por las Salas de Justicia y Paz de los Tribunales Superiores de Barranquilla y Bogotá.

Además, oficina de la Interpol en Colombia detalló que dichas órdenes de captura hacen referencia a delitos como homicidio, desplazamiento, desaparición forzada, entre otros.

El Gobierno Nacional busca que el también narcotraficante sea deportado a Colombia para que responda por su participación en por lo menos 300 asesinatos y otros crímenes.

Este pasado jueves el propio presidente Iván Duque aseguró que “el futuro de Salvatore Mancuso en Colombia debe ser en una cárcel”.

Así las cosas, si Mancuso es deportado a Italia, el mandatario de los colombianos acudirá a la jurisdicción universal.