El Banco Mundial informó que en el 2020 el crecimiento de la economía mundial se acercará, según las previsiones, al 2,5 % a medida que las inversiones y el comercio se recuperen gradualmente de la significativa debilidad que mostraron el año pasado.

Sin embargo, confirmó que “aún persisten riesgos de que la situación empeore en la edición de enero de 2020 de perspectivas económicas mundiales”.

“Se prevé que el crecimiento de las economías avanzadas en su conjunto decaiga al 1,4 % en 2020, en parte debido a que persiste la debilidad en las manufacturas”, agregó.

En los mercados emergentes y las economías en desarrollo se espera que este año el crecimiento se acelere hasta ubicarse en un 4,1 %. Este repunte no es generalizado, pues se prevé que cerca de la tercera parte de los mercados emergentes y las economías en desarrollo se desacelerarán como consecuencia de que el volumen de las exportaciones y las inversiones será menor al esperado.

En el caso de América Latina y el Caribe se espera que en 2020 el crecimiento regional aumente al 1,8 % a medida que se consolide el crecimiento en las economías más grandes y se eleve la demanda interna en toda la región.

En Colombia, los avances en los proyectos de infraestructura permitirán respaldar un aumento en el crecimiento previsto en un 3,6 %.

Finalmente, la organización multinacional aseguró que predominan los riesgos de que las perspectivas mundiales empeoren, y la concreción de dichos riesgos podría desacelerar el crecimiento de manera considerable.

Publicidad

“Entre estos riesgos se incluyen una nueva escalada de las tensiones en las relaciones comerciales y la incertidumbre respecto de las políticas en esta área, y las conmociones financieras en los mercados emergentes y las economías en desarrollo. Aun si estos mercados y economías se recuperan tal como está previsto, el crecimiento per cápita se mantendrá muy por debajo de los promedios de largo plazo y de los niveles necesarios para alcanzar los objetivos vinculados con el alivio de la pobreza”, finalizó.