La Corte Constitucional rechazó la nulidad de la sentencia de ese tribunal que tumbó la prohibición absoluta del consumo de alcohol y sustancias psicoactivas en espacio público.

Se presentaron cerca de 30 peticiones de nulidad de particulares que están en desacuerdo con esa decisión, argumentando, en su mayoría, el derecho a gozar de un ambiente sano y la protección a los menores de edad.

La Sala Plena estudió el tema y decidió rechazar todas las peticiones, puesto que ninguno de los que las presentaron participó en la demanda inicial, es decir, no son los actores de la demanda original que se presentó contra el Código de Policía.

Con esta decisión queda en firme la ilegalidad de la norma del código que prohibía el consumo de todo tipo de sustancias alucinógenas o de alcohol en lugares públicos como los parques, aunque las autoridades de cada municipio o departamento pueden expedir resoluciones que regulen el tema.

Nancy Torres Leal