Una segunda alarma de bomba alertó hoy a las autoridades. Esta vez fue en el norte de Barranquilla.

En un establecimiento comercial del barrio Boston fue dejada una granada.

Los técnicos antiexplosivos me  informan que era una granada de fragmentación IM 26 están es ahora dirigiéndose al laboratorio para saber si esa granada tenía la capacidad de causar daño o estaba inactiva“, dijo el comandante de la Policía Metropolitana de Barranquilla, el general Diego Hernán Rosero.

El artefacto explosivo es igual que el utilizado en el atentado de ayer en el centro de Barranquilla, pero los dos hechos no guardan relación.

El hecho de ayer no tiene relación con el hecho de hoy porque el propietario menciona que ha tenido unos problemas personales e incluso ha llevado que el año pasado le hayan incinerado un vehículo por esta relación“, detalló el general Rosero.

Del atentado de ayer, las autoridades confirman que son grupos de extorsionistas que atemorizan los comerciantes del centro de Barranquilla.

Acordamos que esta recompensa se va a elevar a la suma de 50 millones de pesos siempre y cuando la ciudadanía nos dé información de todo el grupo. Queremos que hasta el último auxiliador o apoyo que tenga esta organización de extorsión responda y se pueda capturar a la mayor brevedad“, aseguró la vicepresidenta Marta Lucía Ramírez.

Por su parte el alcalde de Barranquilla, Jaime Pumarejo, dijo que brindará acompañamiento a los comerciantes y a los heridos.

Aquí está el Estado con acciones contundentes para responder a un acto cobarde de terrorismo. Vamos a enfrentar sin titubeos y vamos a esclarecer estos hechos. Ya se tienen fuertes indicios de que en un corto futuro estará resuelto“, apuntó el mandatario local.

Los 14 heridos del atentado de ayer, ya fueron dados de alta.