El presidente de la República, Iván Duque Márquez, informó este martes que el país entró en la fase de mitigación frente a la pandemia de COVID-19, en la que se busca acelerar pruebas y ampliar la capacidad de la red de salud.

El Mandatario recordó que el país preparó una estrategia diseñada en varias fases; una de prevención y preparación, una de contención y una de mitigación, “que no es nada distinto a seguir ampliando el abanico de medidas y posibilidades, para que todos como sociedad aplanemos esa curva epidemiológica”.

Subrayó que es importante en esta nueva fase agilizar las pruebas para detectar la enfermedad con rapidez.

“Para nosotros en esta fase de mitigación es muy importante acelerar el sistema de pruebas en el país, no solamente las pruebas PCR o pruebas moleculares, sino también las pruebas rápidas”, indicó, y explicó que para ello se gestiona con proveedores un aumento exponencial de esas pruebas.

Añadió que el segundo paso es ampliar las capacidades de la red de salud, ya que esta coyuntura obliga a adaptar muchas más unidades de cuidado intensivo en tiempo récord.

El Jefe de Estado agradeció de nuevo a los médicos, enfermeras y personal de salud, a los soldados y policías, al personal de los servicios públicos y servicios esenciales, a los funcionarios del Estado y a quienes trabajan en la cadena de abastecimiento, por su sacrificio, mientras se desarrolla la cuarentena nacional.

Por su parte, el ministro de Salud y Protección Social, Fernando Ruiz Gómez, declaró que la estrategia de la fase de contención fue exitosa.

“Si comparamos Colombia con otros países de Latinoamérica, nosotros tenemos, hoy en día, en esta fase contención, una curva más aplanada de la que tiene la mayor parte de los países de Latinoamérica”, dijo.

El ministro pidió no tener “una visión de que esta es una fase negativa, que tiene una connotación siniestra. Simplemente es una etapa más, en el proceso natural de trabajo y contención y de manejo de una epidemia”, puntualizó.