Declaración del presidente Iván Duque y de Filippo Grandi, alto comisionado de Naciones Unidas para los refugiados, luego de su reunión de trabajo.