En redes sociales se conoció una denuncia de un grupo de enfermeras del Hospital Ismael Roldán, en Quibdó (Chocó). Según relatan, las estarían obligando a trabajar con COVID-19, o tras presentar síntomas del virus.

En el vídeo aparece una de las trabajadoras de salud del centro médico, llamada Marlin Duque. 

La enfermera cuenta que, después de presentar síntomas durante varios días, se hizo la prueba de COVID, dando resultado positivo. Duque también explicó que varios de sus colegas se encontraban en su misma situación.

No obstante, la trabajadora en salud aquejó que las directivas del hospital ‘no habían tomado cartas en el asunto’, y los estarían obligando a laburar portando el virus.

Conozca más: HRW critica que Colombia sigue sin medidas para reformar Policía ante abusos

‘Tampoco les pagan’

En el vídeo, compartido por el doctor Camilo Prieto, se menciona además que a las enfermeras, aparentemente, no les han pagado sus salarios desde hace 17 meses.

“El último pago de salario que recibieron las enfermeras en el Hospital Ismael Roldán fue -ojo a esto- agosto de 2020. Es decir, desde ese mes no han recibido sueldo, primas. Les adeudan todo este tiempo. Eso es inhumano” declaró el médico Prieto.

Hasta el momento, el centro médico no ha entregado un pronunciamiento oficial con respecto a la denuncia interpuesta por sus empleadas.