El presidente de la Sociedad Colombiana de Ingenieros, Argelino Durán, se mostró en desacuerdo frente a la propuesta que presentó recientemente Cambio Radical en el Congreso y plantea que no se den anticipos a los contratistas.

“Es muy grave que en este proyecto que se está presentando al Congreso se vuelva a insistir en el tema que para acabar con la corrupción hay que acabar con los anticipos, lo que eso nos va a llevar es a que las firmas pequeñas y medianas de ingeniería se van a terminar quebrando”, dijo Durán.

Para el presidente de la SCI, negar los anticipos podría generar hechos de corrupción, “en todos los países entregan anticipos para ejecutar las obras y aquí se está poniendo a estas empresas en una condición mucho más riesgosa porque algunas que necesiten trabajar van, de pronto, a aceptar que les presten plata extrabancaria, plata que no esté legalizada, en efectivo y van terminar lavando platas ilegales. Estamos poniendo en riesgo toda la ingeniería y creando un riesgo alto de corrupción”.  

Recordemos que en la actualidad los anticipos se manejan a través de fiducias o cuentas conjuntas.