Conducir por las carreteras del país, no es un juego. De eso depende su integridad, la de sus acompañantes y los demás actores viales, por eso la Policía Nacional dispuso 40.000 uniformados para garantizar la seguridad de quienes piensan salir a viajar por carretera en esta Semana Santa.

Llevar a un solo dígito la cifra de accidentalidad es el principal objetivo: Tan sólo en el primer trimestre de este año, 1128 personas han fallecido en accidentes de tránsito. Se han registrado 6526 siniestros viales que han dejado 8173 personas heridas.

Según la Superintendencia de Puertos y Transporte, a la fecha se han recibido en la línea ciudadana #767, alrededor de 30 mil quejas por imprudencias viales.

Las personas siguen excediendo los límites de velocidad, adelantando por sitios prohibidos y sin verificar las reales condiciones en las que se encuentra el vehículo

El Gobierno nacional calificó como alarmante y muy preocupante que mientras las cifras de accidentalidad disminuyen, son alentadoras en varias regiones del país, en el Caribe incrementen más de 20 %

 Alejandro Maya, Director de la Agencia Nacional de Seguridad Vial, dijo que necesitamos articularnos de manera conjunta con las diferentes concesiones viales del país y particularmente en esta zona, que va a estar muy visitada por diferentes turistas que van a  estar venir desde la región central para que podamos seguir salvando vías en la vía”  

En promedio cada 15 minutos una personas es sorprendida conduciendo en estado de embriaguez, por eso la Policía de Tránsito anunció que redoblará los esfuerzos y será mucho más rigurosa con el fin de salvaguardar la vida de todos.