La Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) citó a 15 exjefes de las FARC para que declaren a partir del 18 de agosto en un proceso por reclutamiento y utilización de niños en el conflicto armado colombiano.

Las declaraciones, que terminarán el 11 de septiembre, hacen parte del llamado «Caso Siete» en el que la justicia especial también investiga hechos de violencia sexual asociados con el reclutamiento como el abuso, la violación y los abortos forzados.

«A partir del 18 de agosto próximo, 15 exjefes de las extintas FARC-EP deberán rendir versión ante la JEP dentro del caso 07 de reclutamiento y utilización de niñas y niños en el conflicto armado», informó el tribunal en un comunicado.

Entre los citados está Rodrigo Londoño, último jefe de la guerrilla que se desmovilizó en 2016 como parte del proceso de paz firmado con el Gobierno, quien deberá dar su versión de los hechos el 8 de septiembre.

Un total de 16.879 menores de 18 años fueron víctimas de reclutamiento entre 1960 y 2016 por parte de todos los grupos del conflicto armado colombiano, según el informe «La guerra sin edad» del Centro Nacional de Memoria Histórica (CNMH), publicado en 2018.

Acreditación de las víctimas

Publicidad

También fueron citados por la JEP Pablo Catatumbo (19 de agosto), Pastor Alape (24 de agosto), Jesús Mario Arenas (31 de agosto), Martín Cruz (26 de agosto), Luis Óscar Úsuga (27 de agosto) y Julián Gallo (3 de septiembre).

El tribunal escuchará además a Jaime Parra (4 de septiembre), Édgar López (20 de agosto), Milton Toncel (1 de septiembre), Rodolfo Restrepo (25 de agosto) y Jhon Jairo Pardo (7 de septiembre), así como a Abelardo Caicedo y Juan Hermilo Cabrera en fechas por determinar.

La Sala de Reconocimiento de la JEP invitó a quienes siendo menores de edad fueron víctimas de reclutamiento ilícito o de utilización en las actividades de la guerra y a aquellos que sufrieron daños indirectos por este tipo de delitos a acreditarse como víctimas del caso en mención.