David Fernando Álvarez jugó en diferentes equipos de Colombia como Jaguares de Córdoba, el Deportivo Cali, Depor Aguablanca, entre otros.

En Brasil estaba jugando en las divisiones inferiores del San Pablo.

Un accidente de tránsito frustró lo que desde niño fue su sueño, jugar profesionalmente en el país carioca.

Su familia lo único que está pidiendo son los permisos para la repatriación de su cuerpo.

Aseguran que ellos no necesitan ningún tipo de ayuda económica pues cuentan con los recursos suficientes para esto.

La única alternativa que tienen es poder traer su cuerpo en un vuelo humanitario que saldría desde Brasil el día 4 de junio.