Este lunes, el Comando de la Séptima División del Ejército Nacional informó sobre la explosión de una granada de mortero que ocasionó la muerte de un soldado.

Según investigaciones preliminares en la base ubicada en zona rural del municipio de Remedios, Antioquia, cuando se realizaban actividades de revista de armamento en las instalaciones, la granada se habría activado accidentalmente. 

Le puede interesar: Asesinato de Jaime Garzón llega a la CIDH: buscan establecer la responsabilidad del Estado

Tras este lamentable hecho, nueve soldados resultaron heridos, y uno de ellos sufrió amputación de pierna por la gravedad de la herida.

Todos los soldados heridos fueron trasladados hacia un centro hospitalario en la ciudad de Medellín. Por el momento se desconoce el estado de salud de los implicados.

“La unidad colocará en conocimiento de lo ocurrido a las autoridades judiciales competentes para la realización de los actos urgentes y el proceso de investigación, así mismo se dio inicio a la indagación disciplinaria, para determinar las circunstancias de modo, tiempo y lugar en que sucedieron los hechos”, confirma en el comunicado de prensa del Ejército Nacional.

Finalmente, la Inspección General del Ejército delegó a una comisión ejecutiva para que de manera inmediata se desplace hasta el lugar, y realice la verificación de los procesos y procedimientos efectuados, con el objetivo de emitir las recomendaciones a que haya lugar.