En noviembre de 2012, la Fiscalía inició con las indagaciones por uno de los más grandes descalabros financieros registrados en los últimos años en el país. Se trata del desfalco de miles de ahorradores en el caso de Interbolsa.

Tras más de 8 años, la justicia está a punto de proferir la mayor sanción a uno de los principales cerebros, dado que, para el próximo miércoles 9 de diciembre, un juez leerá esta sentencia de 60 páginas, en la que se ordena una multa de más 310 mil millones al expresidente de Interbolsa, Rodrigo Jaramillo.

«Se concluye que los perjuicios materiales, se encuentran demostrados, por las victimas»
Según el fallo son 7 empresas y asociaciones de víctimas que serían reparadas, luego de que se de lectura a la sentencia.

Jaramillo paga una sentencia de cinco años de prisión domiciliaria por su participación en el escándalo.