1.500 policías garantizarán la seguridad de los asistentes al estadio olímpico Pascual Guerrero en Cali y la comunidad en general para la final entre América y Junior. Las autoridades establecieron medidas de seguridad para este encuentro.

Estos hombres y mujeres policías estarán ubicados en anillos de seguridad, no solo dentro y fuera del estadio, sino también en 52 sitios priorizados de la ciudad como son las estaciones del transporte masivo, la avenida Roosevelt, la calle 5ª, la carrera Primera, el parque El Templete y el parque de Las Banderas con lo que se busca prevenir desmanes, ejercer control y ofrecer tranquilidad antes, durante y después del encuentro deportivo.

Estará prohibido el expendio y consumo de licor alrededor del estadio olímpico Pascual Guerrero, en un perímetro de 200 metros, cinco horas antes del inicio del partido hasta las 06:00 horas del domingo 09 de diciembre de 2019.

La apertura de puertas para el ingreso del público será a partir de las 12 del mediodía. No se permitirán personas sin boleta a dos cuadras a la redonda del estadio.