La Fiscalía le pidió a la Interpol emitir circular azul para ubicar al empresario Carlos Mattos, sobre quien pesa una orden de captura por los presuntos actos irregulares que rodearon el reparto de procesos en el caso Hyundai.

El ente investigador pidió que se ubique al empresario, con el fin de que se conozca su paradero fuera del país.

Lo último que se conoció del empresario es que estaría en España, donde se presentó en una notaría de ese país.

Aunque la semana pasada un juez en Colombia ordenó la captura del empresario, la misma no se pudo hacer efectiva, dado que aún no se ha expedido una orden de detención internacional.

En concreto, la Fiscalía investiga a Mattos y a una serie de funcionarios judiciales, y abogados que presuntamente habrían participado en la manipulación del sistema de reparto de demandas y acciones judiciales que se radicaron por la disputa ente Hyundai Colombia, y Hyundai Motor Corea.