Luego de valorar el recaudo probatorio, un fiscal delegado ante la Corte Suprema de Justicia acusó al gobernador de Antioquia, Aníbal Gaviria Correa, por presuntas irregularidades en la actividad contractual derivada con ocasión de las obras de mantenimiento y pavimentación de un tramo de la Troncal la Paz, entre La Cruzada-Caucasia.

El citado contrato fue suscrito cuando Gaviria Correa se desempeñó como gobernador de Antioquia entre 2004 y 2007, y su valor inicial fue de $41.663.432.778. 

La investigación da cuenta de que la licitación fijó un anticipo del 25 % del valor básico del contrato; sin embargo, en la firma del contrato, el 22 de diciembre de 2005, se aumentó a 29 %.

Para el fiscal instructor, tal variación no tendría justificación técnica y correspondería a una modificación caprichosa.

Asimismo, hay indicios de probables anomalías en el trámite y celebración del contrato adicional N° 1, el 8 de noviembre de 2007, por valor de $3.995’000.000, cuyo objeto fue el de pavimentar tramos pequeños de la vía y garantizar el pago de “mayores cantidades de obra” que no fueron precisadas.

Publicidad

Las verificaciones evidenciaron que dicha adición no contaba con soportes técnicos.

En ese sentido, el fiscal delegado ante la Corte Suprema de Justicia acusó a Gaviria como coautor de los delitos de contrato sin cumplimiento de requisitos legales y peculado por apropiación a favor de terceros.

El juicio se realizará a instancias de la Corte Suprema de Justicia.

El fiscal primero delegado, ante la actualización de los requisitos objetivos y subjetivos de carácter legal, impuso medida de aseguramiento de detención preventiva sin beneficio de libertad, sustituida por detención domiciliaria.

Aníbal Gaviria Correa fue capturado en Medellín.