Noticentro1CM& conoció que la Fiscalía General de la Nación le formuló cargos a los siete militares implicados en el presunto caso de violación contra una menor indígena.

Dicha diligencia se adelantó este jueves en horas de la tarde ante un juez en Pereira.

Allí, ante la petición de la Fiscalía, un juez de Pueblo Rico, Risaralda, impuso medida de aseguramiento privativa de la libertad en centro carcelario para los siete soldados, que «deberá cumplirse en una guarnición militar«.

No vamos a ceder un ápice en la defensa de los derechos humanos de nuestros niños, niñas y adolescente. A los ciudadanos, a los padres de familia, les digo que el Fiscal General de la Nación está en las calles y en los territorios, no está encerrado ni confinado”, dijo fiscal Francisco Barbosa.

Los siete soldados fueron trasladados en horas de la mañana en un camión del Ejército Nacional a la URI de la seccional de la Fiscalía General en Pereira, allí también permanece la menor indígena de 12 años.

Los soldados están implicados en la violación de la menor perteneciente al resguardo indígena Embera Chamí del corregimiento de Santa Cecilia, municipio de Pueblo Rico en Risaralda.

Según información del Ejército Nacional, los hechos ocurrieron en horas de la tarde del pasado lunes 22 de junio.

Frente al caso, el Comando de la Octava Brigada, unidad de la Quinta División del Ejército, determinó que los militares pertenecen al Batallón San Mateo.

Tras conocerse el caso mediante una denuncia, se trasladó a la menor hasta un puesto de salud del corregimiento de Santa Cecilia, para las valoraciones médicas correspondientes.

El Ejército Nacional, como el Ministerio de Defensa y la propia Presidencia de la República, condenaron el hecho y anunciaron llegar al fondo de las investigaciones.

Por su parte, el presidente Iván Duque aseguró este miércoles, que “si nos toca estrenar la cadena perpetua con los soldados, la vamos a estrenar”.