Gilmar Bolívar, futbolista colombiano que militaba en el Karpaty Halych del fútbol ucraniano y que padeció la invasión de Rusia en ese país, le puso ‘punto final’ a su suplicio y regresó a Colombia, luego de una larga travesía que vivió.

El jugador, que ya se encuentra en Barranquilla, concedió una entrevista a NotiCentro 1 CM&, en la que reveló detalles sobre su regreso a Colombia.

Estuve en Polonia. Principalmente salí de Leópolis (oeste de Ucrania). El trayecto era (de) una hora y media, pero por todos los inconvenientes que está teniendo el país, tardé más de 12 horas en cruzar la frontera. Y luego fue un viaje en avión. Fue más fácil”, dijo Gilmar Bolívar.

Bolívar también habló sobre la situación que ahora mismo vive Leópolis, la ciudad donde permaneció ‘refugiado’ durante su estadía desde el estallido de la guerra.

“Delicada porque ya hubo bombardeos. Ya se están presentando cosas directamente en esa ciudad. Gracias a Dios cuando estuve no habían bombardeos, pero ahorita ya está un poquito más delicado”, cuenta el delantero.

El jugador añade que la gestión para regresar a Colombia “fue particular”, donde afirma que su empresario, el club en el que juega y la Cancillería fueron quienes lo ayudaron para retornar al país.

También puedes leer: Última carta a Catar: La convocatoria de Colombia para la última fecha de la Eliminatoria

El futbolista también reveló los momentos más delicados que padeció durante su ‘calvario’ en Ucrania.

“La semana pasada estuve en un centro comercial, sonó la alarma y todos tuvimos que ir a resguardarnos en el sótano (…) Y cuando estaba en la casa, que tembló la cama. Fueron los momentos más difíciles que pasé allá”, confesó Bolívar.

Con respecto a la decisión de la FIFA de liberar a los futbolistas que militan en clubes de Ucrania, Bolívar habló de su futuro y lo que le deparará en su carrera profesional.

Espero propuestas, confiando en Dios de que se abran nuevas puertas. Porque no hay (ofertas de clubes) en Colombia. Estar aquí con mi familia, o digamos en otra ciudad que esté mucho más cerca, y no al otro lado del mundo”, dijo Bolívar; “(Me gustaría jugar) en Junior, puede ser en Atlético Nacional, en Millonarios; son equipos que uno como futbolista sueña jugar”, confiesa el delantero.