El presidente Iván Duque afirmó este lunes que el mejor homenaje que el país les puede rendir a las más de 100.000 víctimas del COVID-19 en Colombia es evitar las aglomeraciones y ser responsables en el autocuidado.

“Hoy sabemos que nuestro país vive momentos difíciles asociados con la pandemia. Momentos que fueron advertidos oportunamente, porque las aglomeraciones son el principal caldo de cultivo para que esta enfermedad se disemine exponencialmente”, dijo el presidente durante una eucaristía que se ofició en memoria de las más de 100.000 personas fallecidas por COVID-19 en Colombia, la cual tuvo lugar en la Casa de Nariño.

Publicidad

 

Le puede interesar: Colombia supera los cien mil muertos por COVID-19

 

“Es triste decirlo, pero más de 10.000 muertes se hubieran podido prevenir si no hubiéramos tenido aglomeraciones en las últimas seis o siete semanas. Y es triste ponerlo en esta perspectiva: las muertes prevenibles de las últimas seis o siete semanas superan las muertes de los primeros cinco meses de la pandemia”, dijo el mandatario.

El presidente, además, se refirió a las recientes cifras de personas fallecidas cada día, y advirtió sobre el aumento exponencial de víctimas. En este sentido, indicó que las muertes diarias han alcanzado las 550 o 580, “y muy posiblemente, por los rezagos que hay, de días acumulados, nos lleve a ver por varios días más de 600 muertos diarios”.

 “Cuando llegamos a esta cifra de 100.000 personas fallecidas por el COVID-19, también tenemos que hacernos una reflexión sobre la responsabilidad individual en el marco de los derechos y libertades colectivas”, recalcó.

 

Vea también: Aumentan recompensa para hallar a responsables de la decapitación de Santiago Ochoa en Tuluá

 

Así mismo, aseveró que “en nuestra nación, y sabiendo los estragos que trajo la pandemia, elevar nuestra voz de reclamación de derechos es legítima y es entendible”.

No obstante, expresó que “en el contexto que estamos viviendo, no hay necesidad de que el levantar esa voz traiga consigo el crecimiento exponencial de contagios y de muertes”.