El Ideam declaró la alerta naranja en el Archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina, por la intensidad de los vientos y el alto oleaje.

Según la entidad, los vientos pueden superar los 74 kilómetros por hora, provocando olas de cuatro metros de altura.

La autoridad meteorológica recomendó al Sistema Nacional de Gestión de Riesgos adoptar todas las medidas conducentes a prevenir y atender posibles estragos que se puedan registrar.

La directora del Ideam, Yolanda González, también recomendó a los pescadores del archipiélago tomar las precauciones necesarias.

Se estima que el fenómeno se puede prolongar hasta el miércoles de esta semana.

En días pasados el Ideam también había declarado alerta roja en un amplio sector del mar Caribe colombiano, frente a las costas de Bolívar, Sucre y Córdoba y en el Golfo de Urabá, por la intensificación de los vientos.