Luego de una serie de labores investigativas y estudios antropológicos y genéticos hechos por la Fiscalía General y de Medicina Legal, fueron ubicados e identificados los cuerpos de Libardo Durán, agente del entonces F-2 y escolta personal del doctor Alfonso Reyes Echandía, presidente de la Corte Suprema de Justicia; y de Noralba García y Alfonso Jacquin, integrantes del M-19, este último se autodenominó como el segundo jefe guerrillero responsable del asalto a la sede judicial.

En la tarea de investigación, la Fiscalía encontró inconsistencias de las autoridades del momento en la protección de la escena de los hechos, la recolección de los cuerpos, su posterior identificación y entrega.

El cuerpo de Libardo Durán, fue ubicado entre los restos que fueron exhumados en 1998, en una fosa común del Cementerio del Sur, en Bogotá. En ese lugar también fueron encontrados desaparecidos en la avalancha de Armero y personas no identificadas.

La importante confirmación se suma a las identificaciones hechas en los dos últimos años, de cinco de los 11 desaparecidos de la cafetería del Palacio de Justicia, ellos son: Cristina del Pilar Guarín, Héctor Beltrán, Jaime Beltrán, Ana Rosa Castiblanco y Luz Mary Portela.