La Policía Nacional a través de la Dirección de Tránsito y Transporte, en el departamento del Valle del Cauca, vía Andalucía-Cerritos, Municipio de “La Victoria”, logró detener un vehículo de servicio público de carga que cubría la ruta Pasto-Medellín, el cual, al pasar por la báscula de control de peso, tenía una carga mayor a lo que transportaba.

Al verificar la carga de tubérculos, se hallaron 2.800 barras de explosivos “INDUGEL” y 18 rollos de Cordón Detonante” de 500 Mts C/U equivalente a 9 mil metros, con marca de empresa extranjera que fabrica y distribuye estos explosivos, siendo ingresados de manera ilegal hacia el departamento de Antioquia, más exactamente al bajo Cauca Antioqueño, donde hace presencia estas estructuras criminales como el “Gao-Clan del Golfo, Los Caparros”.

Inmediatamente se inmovilizó el vehículo y se capturó a dos personas, el conductor, los cuales quedaron a disposición de las autoridades judiciales quienes deben responder por el delito de Tráfico, Fabricación y/o porte de armas de fuego, municiones y explosivos la cual de una pena privativa de 11 a 15 años de prisión.

En una segunda acción en la región del Urabá, en la vía que conduce de Turbo a Chigorodó en el Km 1+900, se logró detener un vehículo de encomiendas, proveniente de la ciudad de Medellín, al verificar la carga, hacían pasar como alimentos de ayuda en una caja de mercado, logrando el hallazgo de (150 radios portátiles punto a punto marca midland gxt1050g, 144 baterías, 24 manos libres, 20 cargadores y 08 uniformes drill pixelados perteneciente a las ff.mm).

Estos elementos tenían como destino al Grupo Armado Organizado (Gao-Clan del Golfo), quienes hacen presencia en la Subregión del Urabá y bajo Cauca Antioqueño. Según informaciones de inteligencia los elementos serían entregados a la red de informantes al servicio del narcotráfico, con el fin de controlar los desplazamientos de la fuerza pública sobre los ejes viales nacionales.