Funcionarios del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) de la Fiscalía, con el apoyo del Ejército Nacional, en un operativo realizado en la madrugada de este sábado en el barrio Latino de Cúcuta (Norte de Santander), allanaron un inmueble en el que se incautó un cargamento de medicamentos adulterados y vencidos, avaluado en $400 millones.

Entre los 270 medicamentos que se encontraban almacenados de manera inadecuada, las autoridades encontraron algunos para la hipertensión, para el control de la diabetes y otras patologías graves y de alto costo, así como antibióticos.

Al mismo tiempo se evidenció que muchos de los productos farmacéuticos tenían su fecha de caducidad alterada, situación que ponía en riesgo la salud pública, ya que eran distribuidos en las droguerías adscritas a la diferentes EPS o eran vendidos directamente. En el operativo no se registraron capturas.