La Procuraduría General abrió indagación preliminar contra el alcalde de Riohacha (La Guajira), José Ramiro Bermúdez Cotes, y funcionarios públicos por determinar, por presunta violación de los protocolos de bioseguridad nacionales y regionales establecidos para prevenir la propagación del virus covid-19, durante una fiesta de cumpleaños.

El ente de control busca establecer si el mandatario pudo incurrir en falta disciplinaria, al presuntamente asistir a una reunión que al parecer habría sido celebrada mientras se encontraba vigente la medida de confinamiento obligatorio, y en la que pudieron ser vulneradas las medidas preventivas de distanciamiento social y uso obligatorio de tapabocas.

El Ministerio Público ordenó la práctica de diferentes pruebas con el fin de esclarecer la fecha y circunstancias en las que ocurrieron los hechos, si la misma es constitutiva de falta disciplinaria y si se actuó al amparo de alguna causal de exclusión de responsabilidad, y si en el mismo festejo participaron otros funcionarios de la administración distrital. El alcalde podrá ser escuchado en versión libre si así lo solicita.