Los hechos violentos se han extendido por 20 departamentos del país, sin embargo, hay cuatro que concentran la mitad de los casos.

Antioquia 18, Cauca 13, Nariño 9 y Norte de Santander 6.

Las 79 masacres han dejado 340 personas asesinadas.

Según Indepaz, la mayoría de estos hechos violentos van dirigidos en contra de organizaciones civiles que se oponen a la minería y el narcotráfico.

En cuanto al asesinato de líderes y defensores de Derechos Humanos, Indepaz tienen un registro de 287 ocurrido durante este año.