Hay polémica en Bucaramanga luego de que un juez dejara en libertad a Antonio Figueredo, un prestigioso cardiólogo que habría golpeado y abusado sexualmente de su compañera sentimental y colega.

Otras tres mujeres también denunciaron haber sido agredidas por Figueredo.

Durante la audiencia, el juez determinó que al especialista en salud se le colocó un brazalete, el dispositivo electrónico para corroborar la ubicación del condenado.

Conozca más: Entregarán más de 2 mil millones de pesos para rehabilitar a excombatientes FARC con discapacidad

El aparato impuesto a Figueredo lo va a privar de acercarse a sus víctimas, asistir a eventos sociales y salir del país.

Además, también se conoció que el juez del caso prohibió declarar ante los medios de comunicación al fiscal, a los abogados y a los asistentes de la audiencia implicados en la investigación

Al doctor Figueredo se le imputaron los delitos de ‘acceso carnal violento agravado en concurso heterogéneo con violencia intrafamiliar’.