Una base militar y proyectos sociales es la promesa por parte del Ejército Nacional y el Gobierno para los más de 7 mil habitantes de Bojayá, quienes temen por su vida.

Después de varios llamados de atención y el clamor por parte de los habitantes del municipio de Bojayá en el Chocó y la amenaza constantes a sus líderes sociales, la Fuerza Pública y el alto comisionado de paz, llegaron a este municipio.

En Lomas, Pogue, Corazón de Jesús y Bojayá es evidente el temor por parte de sus habitantes, aquí se teme por la presencia de grupos ilegales «quienes reclutan, matan e instalan minas antipersonas», hoy entre susurros piden que el Ejército permanezca en sus territorios.

«El país tiene una deuda con nuestra gente. Hoy no sólo se necesita la Fuerza Pública. Necesitamos a él Estado Nacional”, así lo afirma Leyner Palacios líder de Bojayá quien espera este miércoles encontrase con el presidente Iván Duque para presentar la realidad que vive su gente.