La Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) rechazó la solicitud de sometimiento de María Eugenia Rojas y sus hijos Samuel e Iván Moreno.

Los magistrados argumentaron que no tienen competencia sobre sus casos.

Los hermanos Moreno condenados por corrupción relacionada con el ‘Carrusel de la contratación’ pedían ser procesados como actores del conflicto armado.