Cuatro fiscales seccionales de la unidad Caivas entre el 6 y 10 de julio pasados, iniciaron los procesos contra nueve hombres y una mujer, presuntos responsables de delitos sexuales cuyas víctimas habrían sido menores, por hechos ocurridos entre 2010 y 2019 en sector urbano y rural de Villavicencio (Meta).

A través de órdenes judiciales, investigadores del CTI de la Fiscalía y de la Sijín de la Policía Nacional materializaron las capturas de los nueve hombres, que luego fueron presentados ante varios juzgados con función de control de garantías para su judicialización.

Los detenidos por delitos sexuales contra menores y la mujer fueron imputados por la Fiscalía por los delitos de acceso carnal abusivo con menor de 14 años agravado, actos sexuales con menor de 14 años agravado, acceso carnal violento agravado y acto sexual violento, cargos que no fueron aceptados por ninguno de los capturados.

Frente a la solicitud de medida de aseguramiento hecha por la Fiscalía, los juzgados ordenaron seis medidas privativas de la libertad consistentes en detención intramuros.

Por hechos ocurridos en 2010 contra una menor de 8 años, se le imputó a Fredy Nolbeiro Ávila Romero el delito de acceso carnal violento agravado. Al parecer, el menor llegó a la finca donde trabajaba y lo accedió sexualmente. El Juzgado Promiscuo de Vichada se abstuvo de imponer medida aduciendo que no consideraba vigente la urgencia.

En otro caso, fue imputado por el delito de acto sexual violento un médico nutricionista de una EPS, quien mientras realizaba control prenatal a una mujer de 25 años, la habría besado a la fuerza mientras le hacía insinuaciones de contenido sexual. El Juzgado 6° Penal Municipal no impuso ninguna medida de aseguramiento.

La Fiscalía en otro de los procesos analizados, apeló la decisión del Juzgado Promiscuo de Miraflores que declaró ilegal la captura del hombre de 62 años que habría realizado tocamientos de índole sexual a dos niñas de 6 y 7 años, en 2 residencias a donde tuvo acceso en algún momento. Las denuncias fueron hechas por los familiares de las víctimas.

Publicidad

El juzgado justificó su decisión en presuntos errores en el formato de la orden de captura contra el hombre, investigado por el delito de actos sexuales abusivos con menor de 14 años agravado en concurso homogéneo.

Dentro de los detenidos enviados a la cárcel se encuentran: el padre biológico de una víctima de 8 años, a quién habría accedido sexualmente durante un año; un abuelastro de 45 años que abusó sexualmente de una niña de 4 años; un amigo de la casa de las víctimas, quien realizaba tocamientos inadecuados a 2 hermanitas de 8 y 12 años; y un inquilino de la casa de la víctima de 5 años a quien le hizo tocamientos indebidos de índole sexual.

Al mismo tiempo fueron enviados a la cárcel Javier Alexánder Ardila Jiménez y Wílmer Carrillo Alonso quienes, al parecer, usaron la fuerza para ingresar a sus residencias a las víctimas, una de ellas con discapacidad cognitiva, y las abusaron sexualmente.

Las capturas se realizaron en las localidades de Restrepo, Granada y en los barrios San Benito, Nuevo Ricaurte, Dos Mil, 20 de Julio, San Carlos y Topacio de Villavicencio (Meta).

El ente investigador solicitó a las autoridades penitenciarias y de salud ante la decisión ordenada por algunos jueces, revisar el estado médico de los seis afectados con detención intramural y garantizar que se encuentren en buenas condiciones antes de realizar su traslado al lugar de detención.