La justicia indígena asumió el reto de un juicio express contra un feminicida de su comunidad en Tacueyó, Cauca. El hombre fue sentenciado a 30 años en una cárcel del Inpec.