El sobrino de Iván Márquez, Marlon Marín, habría ofrecido sobornos en busca de obtener 58 contratos relacionados con el proceso de reincorporación de exguerrilleros y el posconflicto. Así lo afirma la Fiscalía en un documento conocido por CM&.  

Marlon Marín es el principal testigo de las autoridades en el caso que involucra a Jesús Santrich con narcotráfico; no obstante, Marín aún tiene cuentas pendientes con la Fiscalía en Colombia que lo acusa de liderar una organización que buscaba apropiarse de millonarios contratos relacionados con el posconflicto, y es que para el ente acusador Marín fue el cerebro de la estrategia ilegal.

«Tramitar de manera irregular la adjudicación de contratos, cuyo proceder sería el pago de coimas o dineros a funcionarios del Ministerio de Agricultura», señala la Fiscalía.

La lista de contratos serían adjudicados por la Agencia de Desarrollo Rural, y por el Invías, entidades que habrían sido contactadas por la red encabezada por Marín.

La primera es una lista de 58 contratos para el mantenimiento y reparación de vías terciarias. Adicionalmente, se indagan varios contratos para la reforestación de y 2550 hectáreas afectadas por la minera ilegal.

Los departamentos donde serían adjudicados los contratos son: Cundinamarca, Santander, Boyacá y Antioquía.

César Melo