Más de 1.750 ciudadanos del municipio de San Jacinto en el departamento de Bolívar, están afectados por causa del desbordamiento del río Cauca.

Este domingo, el ministro del Interior, Daniel Palacios junto con un equipo del Gobierno nacional sobrevolaron las zonas de Cara de Gato y San Jacinto (Bolívar), sectores afectados por el desbordamiento del río Cauca. Desde allí, adelantaron un puesto de mando unificado para definir acciones inmediatas para atender la emergencia.

 

Lea más: Messi debutó con triunfo del PSG gracias a Mbappé

 

De acuerdo con el ministro Palacios, desde el primer momento, la Unidad de Gestión del Riesgo en coordinación con la Gobernación de Bolívar y con las autoridades locales y la fuerza pública, han venido adelantando los esfuerzos para contener y atender la situación.

No obstante, la Alcaldía procedió con la declaración de calamidad pública ya que “la afectación en San Jacinto ha avanzado a cinco corregimientos y también al municipio de Ayapel”.

 

Conozca más: Entre críticas, Biden recibe los restos de los militares muertos en Afganistán

 

Asimismo, según el jefe de la cartera del Interior, más de 1.750 ciudadanos, alrededor de 350 familias se han visto afectados por las inundaciones, por lo cual, la Unidad del Riesgo ha entregado varias ayudas, entre ellas, más de 583 kits alimentarios.

“Siete mil hectáreas que han sido afectadas por la inundación y eso ha llevado a una respuesta inmediata por parte de la Unidad de Gestión del Riesgo en donde se han entregado más de 583 kits alimentarios, cuatro mil aguas, se han dispuesto de 50.000 costales precisamente para atender la situación y generar esta contención a lo que ha venido sucediendo producto de esta inundación”, precisó Palacios.

 

Podría gustarle: ¡Esplendorosos! Deportistas colombianos ganan tres medallas más en los Juegos Paralímpicos

 

De esta manera, se activaron dos planes, uno, el de los albergues para poder atender a los ciudadanos y el segundo, brindar la atención inmediata para “poder cerrar el chorro” y así no se siga erosionando. Según indica Palacios, esta acción tendrá “dos momentos”.

Primero, la obra para poder cerrar esos dos extremos y cerrar el chorro que es una obra de alrededor de 80 días que ya ha iniciado, que ya están en actividad en este momento”, indicó el ministro.

 

Lea también: Dos jugadores de la Selección Colombia fueron desconvocados para la triple fecha de eliminatorias

 

Y agregó que el segundo, se construirá un “dique” más fortalecido, esto con el propósito de “evitar futuras inundaciones”.

Se hará una inversión en un proyecto que se demorará alrededor de 120 días, es decir, 80 días para cerrar los extremos y 120 para una obra de construcción de un dique, mucho más fortalecido, con una inversión de más de 20.000 millones de pesos, para evitar futuras inundaciones”, puntualizó Palacios.

 

Lea más: Judicializados presuntos responsables del asesinato de líder estudiantil en Popayán

 

Por su parte, la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres se mantendrá en la zona, y así apoyar a las autoridades locales en la evaluación de daños y análisis de necesidades, en el Registro Único de Damnificados y realizando acciones de respuesta e intervenciones necesarias para garantizar la protección, y bienestar de la comunidad.