Los cinco cuerpos fueron encontrados con tiros de gracia junto a un vehículo quemado, en la vereda Pescadito de Vegachí, nordeste antioqueño. Tenían avanzado estado de descomposición, pues se presume que estaban allí desde el pasado martes, según las autoridades.

El coronel Uriel Mauricio Mariño, subcomandante (e) de la Policía de Antioquia, indicó que “inicialmente se encontró un vehículo incinerado, Bomberos se trasladó informando que se encontraban cuerpos sin vida”.

Pese al estado las autoridades lograron identificar a las víctimas que tenían antecedentes judiciales, “por los delitos de tráfico porte y fabricación de estupefacientes, documento falso e inasistencia alimentaria” explicó en coronel Mariño.

Las autoridades avanzan en las investigaciones para tratar de establecer quiénes son los responsables de la masacre.

Según el coronel Mariño, en la zona “hay injerencia del Clan del Golfo y del ELN”.