Cuatro personas fueron asesinadas en la vereda Bamba Arriba, ubicada a cuatro horas del casco urbano del municipio.

Según las autoridades se encontraban durmiendo en un rancho y al parecer no eran de esa región.

Policía y Ejército a esta hora se movilizan a la zona para determinar los móviles de esta masacre, la número 21 en lo corrido del año 2020.

Este crimen se suma al doble homicidio ocurrido en las últimas horas en una discoteca del municipio de Tarazá (Antioquia), también en el Bajo Cauca antioqueño, en las últimas horas.