Migración Colombia se pronunció frente al proceso de expulsión del territorio nacional de la ciudadana alemana Rebecca Linda Marlene Sprößer.

“La ciudadana alemana, quien había ingresado a Colombia el pasado mes de marzo, con un permiso de turismo, fue requerida por la autoridad migratoria colombiana con el fin de adelantar un proceso de verificación, luego de evidenciar que ésta se encontraba adelantando actividades que no tenían que ver con su condición de turista, las cuales afectarían el orden y la tranquilidad ciudadana”, afirmó Migración.

 

Le puede interesar: Los “signos vitales” de la Tierra se están debilitando, según científicos

 

Así pues, Migración afirmó que tomo la decisión de expulsar a Rebecca “teniendo en cuenta lo anterior y buscando salvaguardar su integridad, así como mantener el orden y la seguridad nacional”, esto bajo facultades constitucionales y garantizando y respetando los derechos de la ciudadana extranjera.

“La medida de expulsión le prohíbe a la ciudadana extranjera la entrada a Colombia durante el tiempo en que esté vigente la sanción y después, deberá tramitar una visa para su ingreso”, aseguró Migración.

Sprößer llegó a la llamada “Sucursal de la salsa” en marzo, después de querer pasar una temporada bailando salsa y disfrutando en la tercera ciudad más importante del país.

 

Vea también: Miles de migrantes permanecen varados en Necoclí, Antioquia

 

Así pues, la joven turista alemana, al ver la situación que vivía Cali en medio del paro, decidió quedarse más tiempo y ha sido la voz de los llamados jóvenes de primera línea de las protestas en la capital del Valle del Cauca.

En días pasados se conoció que la joven fue víctima de un ataque sicarial junto a un acompañante que recibió 13 impactos de bala al intentar protegerla. Antes del hecho, la mujer había denunciado amenazas en su contra.