El senador Iván Cepeda denunció este jueves que en la operación realizada por las Fuerzas Militares contra el Frente de Guerra Occidental del ELN, el pasado 16 de septiembre en la zona selvática del Litoral de San Juan en el departamento de Chocó, cuatro de las ocho muertes se corresponden a adolescentes, incluido un joven de 13 años.

Por su parte, el ministro de Defensa, Diego Molano, aseguró que “el reclutamiento de menores constituye un crimen de guerra que ha sido una práctica sistemática e histórica realizada por todos los GAO en el territorio nacional, son ellos los llamados a responder por esta conducta según el DIH”. 

Quizás le interese: Gobierno expide decreto que reglamenta las 16 curules de paz

Es necesario tener en cuenta que quien infringe el Derecho Internacional Humanitario es quien coloca a una persona protegida en un riesgo que no debe soportar. Es decir, es el ELN quien comente un crimen de guerra al reclutar de manera forzosa a menores de edad y ubicarlos dentro de un objetivo militar”, indicó el jefe de la cartera de Defensa.

“Los objetivos son lícitos a la luz del DIH como es el caso de esta estructura terrorista al mando de alias Fabián”, añadió.

De igual manera, aseguró que “los actos urgentes fueron realizados por las autoridades competentes Policía Nacional y será Medicina Legal quien determine las identidades, sexo y edades de los individuos que murieron en desarrollo de la operación militar”.

“Tenemos plena certeza que se trató de una operación legitima, legal y en el marco del DIH, acatando todos y cada uno de sus principios”, concluyó