Con el fin de continuar garantizando la demanda esencial de gas natural en el país, el Ministerio de Minas y Energía estableció la priorización del suministro de este combustible, para no afectar el servicio a los más de 10 millones 400 mil familias colombianas y los pequeños comercios que usan este energético para sus labores diarias.

De igual manera, fue priorizado el combustible para el transporte masivo, las estaciones de compresión del Sistema Nacional de Transporte de gas y las refinerías, este último, con el fin de seguir garantizando el normal abastecimiento combustibles para la movilidad y el transporte en todo el territorio nacional.

 

Lea también: Suspenden gas natural industrial y vehicular en Bogotá, Cundinamarca, Boyacá y Santander

 

Estas medidas se toman debido a la fuerte ola invernal que afronta el país y que ocasionó un derrumbe en el río Chitamena, en el departamento de Casanare, y que afectó la infraestructura de transporte de gas en el gasoducto Cusiana-El Porvenir-La Belleza a la altura del kilómetro 11, lo que generó una caída en la presión y que obligó a la salida de operación del campo Cusiana, que cubre el 31% de la demanda del país.