En momentos en que el país se alista para un nuevo puente festivo, el Ministerio de Salud, reiteró el llamado a la disciplina social, a no realizar fiestas y evitar las aglomeraciones que puedan provocar un mayor número de contagios y muertos por COVID-19. 

El viceministro de Salud, Alexander Moscoso afirmó que “el problema son las aglomeraciones y la cultura que tenemos frente a esto. El tema son las 5 mil fiestas que pudieron existir; y no tener conciencia de la enfermedad, no saber lo que nos puede ocurrir.

El funcionario formuló un llamado urgente a la responsabilidad ciudadana. “Si estamos en reunión nuestra posibilidad de contraerlo (el COVID-19) es muy alta. Seamos prevenidos, responsables y tomemos todas las medidas”.

Moscoso reveló que “algunas ciudades presentan crecimientos complejos como Bogotá, Cali, Buenaventura, Quibdó, pero también ciudades con compromisos muy delicados como Barranquilla y el Departamento del Atlántico”.

Las autoridades de salud ven con preocupación que, en ciertas regiones, el avance de la enfermedad es mayor debido a la conducta indebida de la comunidad.

Al respecto, Moscoso explicó que “la diferencia ha estado en cómo los ciudadanos han acogido la pandemia: los que conocen la pandemia, se concientizan con la pandemia, entienden la responsabilidad dentro de la pandemia, tienen un comportamiento de crecimiento más leve. Donde tenemos indisciplina social nuestros resultados no son tan buenos”.