El Ministerio del Trabajo ha negado cerca de 600 solicitudes de empresas para despedir empleados o suspender temporalmente sus contratos, reveló hoy el ministro Ángel Custodio Cabrera, en el Senado de la República.

En informe entregado a la Comisión Cuarta del Senado, el ministro del Trabajo reveló que desde cuando empezó la pandemia, hasta este martes 5 de mayo, su despacho ha recibido 4.802 requerimientos de empresarios y trabajadores, de estos, 593 por parte de empleadores que buscaban autorización para suspender, temporalmente los contratos de sus empleados y 13 solicitudes para despidos colectivos.

“Si no autorizamos suspensiones temporales de contratos hasta por cuatro meses, menos despidos colectivos”, indicó Cabrera.

El ministro también reveló que gracias a las conciliaciones laborales que ha hecho su despacho, entre empleadores y trabajadores, se han salvado 75.000 empleos, que son fundamentales en esta crisis social por la que atraviesa el país.